lunes, 24 de febrero de 2020

Las voces del lago — Beatriz Esteban.

Las voces del lagoGracias a la editorial por el ejemplar.
Las voces del lago. | Beatriz Esteban. | Nocturna Ediciones.
448 páginas | Tapa blanda con solapas. | 16'50.
Irlanda, 1997. Bree regresa con su madre al pueblo de su infancia para huir del dolor de la muerte de su padre. No obstante, la casa no resulta ser el refugio que esperaba: en medio de la oscuridad, las bombillas se rompen solas, en los espejos aparecen palabras y en las habitaciones se cuela un frío sobrenatural.
Es posible que, como su amigo Adam le asegura, tenga el don de percibir presencias extrañas. Pero a ella le recuerda más a una maldición. A fin de cuentas, a todo el mundo lo persiguen sus propios espíritus... y los de Bree han dejado de ser invisibles.

Libre de spoilers


   (5/5)

«Quizás sólo teníamos que quedarnos así, cogidos de la mano, con la promesa de que los dos nos quedaríamos».


Las voces del lago es la nueva novela de Beatriz Esteban, autora de títulos como Presas o Aunque llueva fuego. Se trata de una historia de segundas oportunidades, de reencuentros y de enfermedades mentales tratadas con mucho cuidado, ambientada en un pueblo frío de Irlanda. Una obra cruda, muy poética, sorprendente y extraordinaria, que tiene como protagonistas a Bree y Adam, dos personajes construidos con sutileza e inteligencia.

El regreso a librerías de Beatriz Esteban es apasionante. Las voces del lago es una historia, ante todo, diferente a lo que los lectores podemos encontrar en librerías, y es una apuesta firme. El argumento sorprende desde el primer minuto, dado que es una historia de fantasmas que inquieta conforme avanza. La realidad y la ficción se funden tras las primeras cien páginas, difuminándose todo lo que se conocía hasta ahora, y tornándola mucho más real, mucho más impactante y sorprendente. La historia de Adam y Bree no deja de sorprender hasta el final, y conduce al lector por una inmensa montaña rusa, desde la que se pasa por la alegría, la tristeza, el vacío o la esperanza; una mezcla de emociones óptima y homogénea. Las voces del lago es una novela mágica, inolvidable y capturadora.

Resultado de imagen de beatriz estebanAdam y Bree conforman un elenco sobresaliente. Bree es la protagonista de esta obra, y podemos ver cómo de madura es desde un principio, cómo ha dejado atrás a la niña y cómo va enfrentándose al duelo por la muerte de su padre. Conforme los capítulos se suceden, Bree se torna compleja, humana y asombrosa; es impecable la capacidad que tiene la autora para crear las mentes de sus personajes, que siempre son reales, sutiles y ejecutadas adecuadamente. Es un personaje que no es fácil; es la narradora de la historia, y por ello la historia puede tornarse algo lenta cuando la complejidad que supone Bree sale a la luz. Por otra parte, Adam es un personaje espléndido, enternecedor y divertido. Sorprende desde el primer momento y enamora; su voz es impecable y sosegada. Es un personaje diferente, cuya evolución es notoria durante la novela, y es una de las piezas que da sentido a la obra. Por otra parte, el resto del elenco como Carrie o Gina, o bien la madre de Bree, son piezas que actúan en su debido tiempo, y aunque no tienen tanto peso como los dos anteriores, sí resultan una buena inclusión en la novela.

En cuanto al estilo de la autora, es altamente lírico. Los pensamientos de Bree son muy metafóricos, directos, delicados; Esteban hace uso de grandes recursos estilísticos para dotarla de ritmo, de vida y de humanidad. Es un estilo descriptivo, sencillo, de lectura fluida. Sus diálogos resultan bonitos y son dignos de enmarcar. Es, al fin y al cabo, un estilo que habla desde la esperanza, que se interna en enfermedades mentales complejas, que habla desde el corazón y denota mucho sentimiento. La pluma de Beatriz Esteban encandila al lector desde el minuto cero, le asombra, le choca, le llama... La historia no podría haber sido escrita de otro modo, porque es impecable y precisa.

En definitiva, Las voces del lago es la nueva novela de Beatriz Esteban, publicada por Nocturna. Tras la sugerente portada, se esconde una historia compleja, difícil e inolvidable. Es de lectura calmada, porque se abordan enfermedades mentales que pueden chocar al lector y pueden angustiarle; no obstante, están tratadas desde la mayor profesionalidad posible, correcta y asombrosa. En esta novela sorprendente y muy variable desde su inicio hasta su final, se presenta a un elenco impecable, muy bien trabajado: Bree es la voz narradora y resulta, hasta la fecha, la mejor escrita por Beatriz Esteban, y Adam es un personaje tierno y llamativo. El estilo, por su parte, es inmejorable: poético, sencillo y admirable; encandila con el buen uso de las palabras, tanto en las descripciones como en los diálogos. Una historia de autodescubrimiento, del duelo, de fantasmas, de amor y amistad más allá de lo imaginado... Rompedora, arriesgada, insólita y extraordinaria, así es Las voces del lago, la apuesta más firme y más sobresaliente firmada por Beatriz Esteban.

miércoles, 5 de febrero de 2020

Aristóteles y Dante descubren los secretos del universo — Benjamin Alire Saenz

Gracias a la editorial por el ejemplar.
Aristóteles y Dante descubren los secretos del universo. | Benjamin Alire Saenz. | CrossBooks.
352 páginas | Tapa blanda con solapas. | 14'95.
Dante sabe nadar. Aristóteles, no. Dante es hablador y seguro de sí mismo. Ari duda todo el tiempo y le cuesta entablar una conversación con alguien. Dante no para de pensar en poesía y arte. Ari vuelve constantemente al recuerdo de su hermano que está en prisión. Dante es un sabelotodo que tiene una manera especial de entender el mundo. Ari es introvertido. Dante es más bien blanco. Ari es moreno.
Y aunque a simple vista no tienen nada en común, se encuentran, y empiezan a pasar tiempo juntos. Así construyen una amistad entrañable que les permitirá aprender a creer en ellos mismos, a ser más grandes y descubrir los secretos del universo.

Libre de spoilers


   (5/5)

«Uno de los secretos del universo era que nuestros instintos eran a veces más fuertes que nuestra mente».


Aristóteles y Dante descubren los secretos del universo es una de las múltiples novelas de Benjamin Alire Saenz, ganadora de premios como el Printz Honor Book o el Stonewall Book Award Mike Morgan & Larry Romans Children’s y Young Adult Literature Award. Es una historia referente para múltiples lectores, tal y como han podido ser las obras Las ventajas de ser un marginado o Eleanor y Park. En la novela de Alire Saenz, dos amigos van conociéndose a sí mismos, a través de diálogos mágicos y limpios, y se presenta una voz narrativa madura, especial e innovadora.

No es ningún secreto que el argumento sea una sucesión de diversos acontecimientos, uno tras otro, que van influyendo en la amistad de los dos protagonistas. El hilo conductor no es lo más importante de la historia, porque son situaciones triviales, insospechadas, que van produciéndose y que recuerdan a capítulos de tramas independientes de una serie. Aristóteles y Dante descubren los secretos del universo es una historia de superación, de la búsqueda de sí mismo, de amor y defensa, de nuevas experiencias; recomendada para aquel público que aún no se ha encontrado, ayuda y enamora al lector durante su estancia. Su mensaje de liberación es importante y cala en el lector. Es, sin lugar a dudas, una de las novelas más especiales que el lector puede leer.

Resultado de imagen de benjamin alire saenz"Los personajes son el punto fuerte de la novela. Toda la historia es narrada desde el punto de vista de Ari, cuyo momento de la vida está plagado de dudas y quiere saber más. Tiene miedo a equivocarse, y quiere ser alguien. El autor logra dotarlo de gran humanidad y realismo; crea un protagonista fuerte, sincero y creíble, que podría ser el propio lector que se enfrenta a esta historia por primera vez. Por su parte, Dante es otro de los personajes más increíbles que podemos encontrar en Aristóteles y Dante descubren los secretos del universo. Es inocente, llamativo y tierno; conforme la historia avanza, más engatusa al lector, más quiere conocer a Dante y poder escuchar sus pensamientos. Ambos protagonistas son explosivos, muy reales, y cercanos al lector. No necesitan de descripciones para ser personajes de diez, sino que sus pensamientos o diálogos retratan a la perfección cómo son, y logran enamorar capítulo tras capítulo.

El estilo de Alire Saenz es engatusador y muy poético. La precisión es muy característico de él: no se anda con rodeos, sino que se limita a decir aquello que piensa a través de los personajes. Las descripciones están de más: los diálogos son los secretos que el lector desea escuchar, son aquellos en los que conocemos más a fondo a los personajes, vemos sus inquietudes, percibimos cómo van transformándose desde la primera línea hasta el capítulo ocho de la cuarta parte. La pluma del autor deja sin palabras al lector por su bonita forma de expresión, por ser sencilla y lograr diferenciarse del resto, por plasmar las emociones con facilidad. Sin lugar a dudas, podría decirse que estamos ante un narrador de diez, sabio y envidiado por su gran modo de narrar.

En definitiva, Aristóteles y Dante descubren los secretos del universo es una de las historias que has de leer, querido lector. Te muestra cómo en la adolescencia vamos descubriendo que no todo tiene que ser como nos inculcan de pequeños, que querer a un chico es normal, que querer saber más sobre los secretos es lógico en la adolescencia. Con un mensaje de esperanza, Alire Saenz presenta un argumento basado en la amistad entre dos chicos y cómo van desarrollándose sus vidas con sus vivencias. Logra definir a dos protagonistas inolvidables, especiales y redondos, y hace uso de un estilo sencillo, sentido y bonito. Un clásico juvenil que enamora, que atrapa, que duele y que se quedará en tu cabeza, lector, incluso mucho después de haberla terminado. Una obra de arte hecha libro.

lunes, 27 de enero de 2020

El incienso de los espíritus — Victoria Álvarez.

Resultado de imagen de el incienso de los espiritusGracias a la editorial por el ejemplar.
El incienso de los espíritus. | Victoria Álvarez. | Nocturna Ediciones.
656 páginas | Tapa blanda con solapas. | 18'50.
Cuando la primavera de 1924 llega a Nueva York, Helena Lennox y los suyos siguen intentando rehacer sus vidas tras lo acontecido en Nápoles… hasta que un encargo del Museo Británico les ofrece la posibilidad de cerrar heridas.
En su mansión de Tokio, los Matsudaira los esperan para trasladar al museo parte de su colección artística. Lo que Helena aún no sabe es que la familia cuenta con unos poderosos enemigos: alguien los quiere muertos a toda costa y los Lennox se hallan peligrosamente cerca de su objetivo.
Muy pronto descubrirán que la frontera que los separa del mundo de los muertos es más difusa de lo que creían, y el legendario incienso de los espíritus, capaz de atraer a nuestra dimensión a quienes ya han partido, se convertirá en una obsesión tan tentadora como peligrosa. Al fin y al cabo, puede que no todos estén preparados para afrontar las despedidas.

Libre de spoilers


   (5/5)

«Era como si todos los fantasmas de la Primera Guerra Mundial nos hubieran poseído para disfrutar cien vez más, para sentirnos cien veces más vivos».

El incienso de los espíritus supone el desenlace de la saga Helena Lennox, iniciada en La ciudad de las sombras y proseguida en El príncipe de los prodigios. Protagonizada por Helena Lennox, hija de los personajes principales de la saga Dreaming Spires, se trata de una trilogía llena de aventuras, en el que prima la maestría en la ambientación, y la gran caracterización de los personajes protagonistas.

El desenlace de la trilogía se presenta de modo bastante introductorio y lento, pero eso no supone que sea un mal comienzo, pues va atrayendo al lector lentamente hasta llegar al punto inicial de la trama: Japón y las amenazas. Victoria Álvarez demuestra, de nuevo, ser una gran narradora, haciendo un gran uso del ingenio a través de los giros inesperados que describe, así como por saber conducir las escenas, no resultando monótonas, y siendo siempre atractivas, diversas y emotivas. Es una trilogía que ya forma parte en la vida del lector, desde el primer encuentro Helena-Arshad, hasta su emotivo final, lleno de magia, pasión, desenfreno y un gran deseo. Sin lugar a dudas, por muchas alternativas que pudieran presentarse, el final de la saga es el adecuado y el justo.

Imagen relacionada
Los personajes protagonistas vuelven a sorprender al lector. Helena es uno de los personajes más complejos y divertidos que una autora jamás ha creado: reúne la ironía y las ansias de aventura, el deseo irrefrenable de conocer qué pasa si vas más allá, y la cabezonería. Desde el inicio de la trilogía, se percibe una gran evolución en el personaje; surgiendo desde lo más infantil y desconcertante, hasta llegar a ser una gran aventurera, sin amilanarse por inmiscuirse en problemas, y una persona totalmente diferente, repleta de sentimientos, y arrolladora. Arshad, por su parte, es la cara opuesta de la moneda, un personaje redondo, emotivo y especial. Se caracteriza por la sabiduría, el carisma y la bondad; es un personaje distinto a aquellos que podamos encontrar en el catálogo juvenil, con intervenciones de lo más chispeantes y grandiosas. Además, la presencia de los Lennox es un regalo: sus papeles, aunque no tan protagonistas, hacen disfrutar al lector durante su estancia en la novela, produciendo múltiples carcajadas, o tristeza por el registro del momento.

No es de dudar que Victoria Álvarez es una gran narradora, por no definirla como la mejor narradora que podemos encontrar hoy en librerías. Desde el minuto cero, introduce al lector en la historia, con descripciones precisas, claras y muy visuales, llenas de conocimiento. Los diálogos juegan un gran papel, y son, ante todo, hilarantes. Si bien es cierto que en esta novela, la ambientación ha podido ser un punto difuso, ya que los nombres pueden llevar a entorpecer la lectura, ha resultado ser del todo aceptable, bonita y el lector puede viajar a ella, sin ningún problema a excepción del mencionado, junto a sus protagonistas. El estilo de Álvarez se define por la precisión, y es bonito, de lectura ágil, y excepcional.

En definitiva, El incienso de los espíritus es el desenlace de la saga Helena Lennox. Es una trilogía redonda, llena de aventuras, giros inesperados y, sobre todo, viajes. Sus dos protagonistas son dispares, emocionantes y cautivadores, y el argumento se torna cada vez más complejo y más llamativo. Además, el estilo de la autora es atractivo, sencillo y de lectura fluida, coronándose como una gran maestra de las descripciones en lo que refiere a ambiente, y en caracterización de los personajes (sobre todo, el de Helena Lennox). Por mucho que aquí acabe la trilogía, eso no supone un fin. La ciudad de los ladrones, El príncipe de los prodigios y El incienso de los espíritus han conformado una trilogía extraordinaria, de diez, con elementos sobresalientes y novedosos; una vez leído, el lector solo desea desconocerla y adentrarse en ella, tantas veces como posibles, como si fuera la primera vez.

jueves, 12 de septiembre de 2019

Deja cantar a la muerte — Sandra Andrés Belenguer.

Gracias a la editorial por el ejemplar.
Deja cantar a la muerte. | Sandra Andrés Belenguer. | Cross Books.
334 páginas | Tapa blanda con solapas. | 14'95.
Web de la autora. | Dónde comprarlo. | Más información.
Tras la muerte de sus padres, su gran apoyo, Christine se siente incapaz de luchar por su sueño: la música. Solo se siente libre durante las excursiones secretas que realiza con unos amigos a los subterráneos de París... En ese universo, alguien la ha oído cantar: un ser oculto tras una máscara, repudiado por todos, quien, impulsado por su voz y el deseo de romper su soledad, le ayudará desde las sombras a vencer sus miedos.





Libre de spoilers


   (4/5)

«La música no pertenece al cerebro sino al corazón».


Deja cantar a la muerte es la nueva novela de Sandra Andrés, autora aragonesa que ya ha publicado exitosas historias como La noche de tus ojos, Ex Libris o El violín negro. Esta nueva apuesta, traída de la mano del sello Cross Books, es un retelling de El fantasma de la ópera, de Gastón Leroux; así pues, rinde homenaje a la música, a la danza y al arte en general a través de una historia completa, llena de romance y magia.

El argumento de la obra es pausado, pero resulta maravilloso. Va introduciendo al lector, de manera paulatina, en una historia oscura, llena de romance, y con una gran referencia al arte que es digna de admirar. La novela, que es una nueva visión de El fantasma de la ópera, está ambientada en el siglo XXI y resulta gratificante, una gran apuesta segura, y una de las historias más sobresalientes de la autora. Estamos ante una gran historia de amor, de aceptación, de música y de danza, una mezcla perfecta que tiene como resultado Deja cantar a la muerte.

Resultado de imagen de sandra andrés belenguerSus personajes son varios, y están muy bien perfilados. Los protagonistas resultan absolutamente próximos al lector, y es un gran punto a favor que se pueda conocer sus voces a través de los "contrapuntos", pues, de esta manera, no resultan distantes ni borrosos. Están muy ajustados a los personajes originales, y las descripciones sobre ellos resultan amenas, y sus voces son diferenciadas, pero, a la vez, muy ligadas entre sí. Los personajes son un punto muy a favor de la historia, por su trayectoria a lo largo de las 300 páginas, por cómo van creciendo desde el principio al final, por cómo se encuentran, se enamoran... Simplemente, ejercen un papel único y son sobresalientes.

El estilo de Andrés Belenguer es muy delicado, detallado y tierno. Sus descripciones consiguen que el lector se introduzca de lleno en la historia, y suenan muy elegantes, nada pomposas. Sabe cómo hacer uso de un lenguaje culto, refinado, pero, a la vez, entrelazarlo con vocablos más simples. Los diálogos son ágiles e interesantes. Además, gracias a la forma de escribir de la autora, se nos introduce en un París mágico, espléndido, y conocemos más allá de lo visible; transporta al lector a las calles, a lugares emblemáticos, y lo convierte en un personaje más de esta trama tan ágil y adictiva.

En definitiva, Deja cantar a la muerte es la nueva publicación de Sandra Andrés Belenguer. Es una apuesta segura para todo lector. Reúne elementos dispares, como el romance, la danza, la música, el acoso, la aceptación de uno mismo, y la mezcla resulta uniforme y espectacular. Los personajes son entrañables, con una gran trayectoria y muy logrados. Además, el estilo de la autora detona sencillez a la vez que elegancia, y describe increíblemente. Estamos ante una gran novela, una nueva visión de El fantasma de la ópera, que engatusará a los lectores y que los atrapará durante las más de 300 páginas que aglomera este volumen.

martes, 23 de abril de 2019

Presas — Beatriz Esteban.

PresasGracias a la editorial por el ejemplar.
Presas. | Beatriz Esteban. | Nocturna Ediciones.
472 páginas | Tapa blanda con solapas. | 16'00.
Web de la autora. | Dónde comprarlo. | Más información.
El mundo es una escala de grises, pero siempre lo vemos en blanco y negro. El blanco de quien es inocente y se acerca a la prisión con miedo a convertirse en una víctima. El negro que inunda las celdas de aislamiento. Y el gris que envuelve el lugar, plagado de matices.
Un día me dijeron: «Leire, no vayas a la cárcel, hay gente peligrosa». Y les sorprendió cuando contesté: «Y fuera también».
Ambientada en una cárcel, Presas narra la realidad de una prisión desde dos puntos de vista opuestos: el de Leire, que accede como voluntaria, y el de Azahara, encerrada por un crimen terrible. Sin embargo, por muy distintas que sean sus perspectivas, pronto ambas descubrirán que unos barrotes no son la única forma de convertir a las personas en presas.
Libre de spoilers


½    (4'5/5)

«La culpa duele siempre más que el miedo».

Presas es la nueva novela de la joven promesa de la literatura, Beatriz Esteban. La autora, escritora de Aunque llueva fuego, vuelve a sorprender con una historia de una madurez absoluta, con la sensibilidad y temas sociales como protagonistas, y visibilizando y normalizando un escenario tan desconocido como es la cárcel. Además, cuenta con un estilo sincero, cercano y vívido, mágico en todas las narraciones y el diálogo.

Leire ingresa como voluntaria en la prisión en la que está Azahara, junto a su hija Beth. Allí descubre que no todo es como parece: que no toda la gente mala está en prisión, y que allá residen personas y no presos. Durante el curso de verano, descubre por qué Azahara está aprisionada, todos los lugares secretos de la cárcel y se reencuentra con alguien de su pasado. Alguien al que estaba tan unida, que nunca imaginaría lo que sería capaz de hacer.

 Beatriz EstebanEl argumento de la obra de Esteban se define por su agilidad y su realismo. Es una historia con mucha sensibilidad y sentimiento, que aborda diferentes temáticas, como el machismo, la maternidad o la culpa. La autora sabe cómo enganchar al lector capítulo tras capítulo, presentando las voces principales de Leire y Azahara, complejas, sentimentales y mágicas, así como otras de personajes presentes en la cárcel, otras visiones necesarias y crudas.

Los personajes de la obra son, ante todo, humanos. La psicología que la autora desarrolla en ambas protagonistas es admirable y profunda. No hay ningún personaje que sea bueno, ni otro que sea malo; la autora transmite un mensaje necesario, de esperanza, un mensaje que invita a reflexionar sobre los actos que llevamos a cabo, que pueden marcar un antes o un después. En pocas palabras, son dos protagonistas cuya psicología es increíble, sus pensamientos van directos al corazón y resultan completamente cercanas. El resto del elenco es justificado, de una manera u otra, con el realismo y la justicia característica de Beatriz Esteban.

El estilo de la autora consigue enamorar y entristecer a partes iguales. En primera persona, con narraciones directas, impolutas y de notable sensibilidad, el estilo de Esteban se define por la sencillez, por la delicadeza y por la sinceridad. La autora sabe cómo conmover en cada escena, sabe cómo sorprender con los pensamientos, cómo profundizar con las palabras necesarias y como hacer que el lector se sienta parte de la cárcel, que sea una parte más de alguna de las protagonistas. Así pues, es un estilo poético, cargado de sentimiento y cándido, que sorprende por la humanidad que desprende.

En definitiva, Presas es una obra de arte, directa al corazón de cualquier lector. Ambientada en la cárcel, Esteban muestra las realidades calladas de nuestro mundo, visibiliza las injusticias y pone en juicio la bondad y la maldad de cada individuo. Es una obra fresca, llena de sentimiento y sensibilidad, con una crudeza increíble. Sus protagonistas son cercanas y redondas, con una profunda psicología, y con unas narraciones mágicas y espléndidas. Además, su estilo es sencillo, directo y poético. Beatriz Esteban vuelve a librerías con Presas, una obra que reúne la humanidad y el peligro, protagonistas inolvidables, un ambiente desconocido, y un estilo notable.